Mercedes Benz C-63 AMG Coupé, el lobo con piel de oveja

Comparte

Aunque todavía no sale a la venta el nuevo cupé de la estrella, Mercedes-Benz ya ha desvelado su variante más rabiosa, ultimada por la división deportiva AMG e impulsada por un potente V8 de 487 CV.

El nuevo C 63 AMG Cupé puede rendir 457 o 487 CV, la primera la potencia que se corresponde con el coche de serie, y la segunda con aqulllas unidades equipadas con pack opcional AMG Perfomance, que entre otros sustituye bielas, pistones, cigüeñal y centralita electrónica.

En todo caso, el propulsor es esencialmente el mismo, un 6.3 atmosférico de 600 Nm. Se conecta a una caja de cambios automático secuencial AMG Speedshift MCT 7 de 7 relaciones, con 4 modos de acción (más o menos rápidos o confortables) y levas de selección manual de magnesio tras el volante.

El coche, estricto tracción trasera, consigue un máximo autolimitado de 250 km/h, y una progresión entre 0 y 100 km/h establecida en 4,5 segundos. El consumo medio ronda 12 l/100 km.

Semejante corazón está ideado para impulsar a la versión más enérgica de la flamante Clase C Coupé de Mercedes-Benz, un modelo de 4 plazas y 3 volúmenes a punto de aterrizar en nuestro mercado en variantes más convencionales que, por cierto, viene a tomar el hueco dejado por el C Sportcoupé y se añade a la remozada Clase C.

Tren de rodaje de carreras

Además de un chasis específicamente calibrado con vías más anchas, convergencias diferentes, muelles y amortiguadores más bajos y firmes o barra estabilizadora trasera de diámetro superior, el C 63 AMG Coupé se beneficia de una dirección más rápida y directa con desmultiplicación propia.

El tren de rodaje también dispone de discos de freno perforadosen los 2 ejes (más resistentes al trato intensivo) y llantas de aleación de 18 pulgadas con neumáticos 235/40 y 255/35 delante y detrás, aunque con sobrecoste podrá calzar una combinación aún más agresiva 235/35 R19 y 255/30 R19.

Como buen AMG, este C 63 exhibe una decoración privativa. Esta incluye deflectores, paragolpes frontal con spoiler de grandes dimensiones con apertura aérea triple, defensa trasera con difusor integrada para canalizar el aire bajo el vehículo, y 4 escapes ovales situados en los flancos traseros posicionados 2 a 2.

Con pack AMG Perfomance, el C 63 AMG Coupé aplica discos anteriores carbocerámicos (aún más resistentes y eficaces cuando ganan temperatura), pinzas rojas, piezas de fibra de carbono (deflector trasero…), llantas grises y diferencial trasero autoblocante, que contribuye a cerrar los giros en conducción deportiva neutralizando, en gran medida, desmandes del eje trasero, que es el de tracción.

El C 63 AMG Coupé se dota de asientos deportivos que pueden solicitarse en tapizado de cuero bicolor (en variantes Artic y Dinamyc), de aspecto más exclusivo y dinámico.

Fuente: www.abc.es


Comparte

Be the first to comment on "Mercedes Benz C-63 AMG Coupé, el lobo con piel de oveja"

Leave a comment

Your email address will not be published.


*